Las mejores palabras del amor están entre dos gentes que no se dicen nada

lunes, 17 de junio de 2013

Felices sueños


He llenado mi tiempo de  tantas actividades que no consigo pisar la playa todavía.
No es que me queje, ha sido una elección mía para evita caer en la tristeza o en la apatía, pero hay días que termino agotada.
Me apetece mucho entrar en la dinámica del verano pasado de  ir a la playa una hora y media diaria. Volver a las conversaciones con el grupo de jubilados asiduos  y que como torres se mantienen vigilantes de las bolsas y toallas, para que ningún descuidero nos robe.
Por ahora no tengo mucho tiempo, pero en dos semanas, si no hay complicaciones,  retomaré esa buena costumbre de los baños de mar y sol y la lectura de uno de tantos libros que tengo pendientes de leer.
De momento esta noche intentaré recuperar mi sueño tan real de ayer, justo en el momento en que lo dejé. Voy a recordar lo  que ocurrió mas tarde e intentaré  seguir  soñando con esa historia hasta que me despierte el móvil. 
Volver a vivir momentos felices aunque solo sea en sueños. Finalmente el cerebro no hace distinción entre realidad e ilusión y la  satisfacción es la misma en ambos casos.
Felices sueños a todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada