Las mejores palabras del amor están entre dos gentes que no se dicen nada

domingo, 5 de mayo de 2013

Te quiero..



Hoy es un día  de esos creados por el Corte Inglés,  el día de la madre.   No obstante es un buen toque de atención para que pongamos mas énfasis en decirle a nuestras madres cuanto las queremos, aunque eso debiera ser todos los días.
Nuestras madres no son perfectas, son mujeres con sus virtudes y sus defectos, pero que un su 99,9% tienen algo en común, el amor incondicional por sus hijos.
Un hijo va delante de todo, delante delante de la enfermedad,  delante de la pareja, delante del trabajo.
Para mi no hay un amor mas claro que el que siento por mis hijos y me consta que para mi madre también es así.
He discutido mil veces con mi madre, nos hemos enfadado  a lo largo de la vida, porque ninguna de las dos somos perfectas, pero nunca nos hemos alejado.
Siempre me habla con sinceridad me guste o no y siempre está dispuesta a recojer mis pedacitos cuando caigo y me rompo.
Ella siempre ha estado con sus hijas y nietos en los peores y mejores momentos.
Ha sacrificado todo por sacarnos adelante en solitario tras fallecer mi padre.
Siempre es el referente, el punto de apoyo,  la tranquilidad cuando han habido problemas,  de saber que mamá está ahí y lo cierto es que estando ella, los problemas se hacen pequeños.
Su punto de vista sabio y la seguridad de  que siempre contamos con ella,  ha hecho mucho mas llevadero ese camino de piedras que todos recorremos en alguna ocasión.
Hoy es el día de la madre, pero  lo cierto es que todos los días son los de mi madre.
No ha habido un solo día en mi vida, en el que no haya pensado en ella, a pesar de la distancia.
Su casa es el refugio y punto de encuentro de toda la familia, hasta de sus yernos que la adoran.
Hoy este post es dedicado a ella, en mi blog donde hago catarsis y meditación.
Este blog  que nunca leerá porque lo desconoce.
Medito y empiezo a sentir el miedo de perderla a sus casi 90 años. Perder a mi madre es como quedarme sola, porque aunque tengo una familia preciosa, no hay ningún amor desinteresado comparable al de una madre,  eso lo tengo claro por el amor que recibí de ella y por el amor que siento por mis niños.  Pero esto ya lo pensaré mañana.
En la  foto las tres personas mas importantes de mi vida, pase lo que pase.
Hoy  solo puedo decirte que te  quiero...


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada